abril 27, 2016

Razones menos sensatas para usar la COPA MENSTRUAL


La copa menstrual tiene tantos beneficios que muchas mujeres están dejando atrás los tampones y las compresas y se están pasando a usar copas. Si aún no estás del todo convencida, aquí te doy mis razones para no volver a los tampones jamás.


Copa Menstrual

Ojalá esto fuera un post promocionado porqué os puedo asegurar que sólo puedo decir que es lo mejor que me ha pasado en la vida, ;). Llevo usando copas menstruales durante más de 3 años y lo único de lo que me arrepiento es de no haberlas empezado a usar antes.

Estoy segura que habrás oído mil y una razones por las que es mejor usar una copa menstrual como que son más sostenibles y salen más económicas. Estas razones son totalmente válidas pero da la sensación que estamos hablando del kale de los productos de higiene íntima, es muy beneficioso pero a lo mejor no es lo que más te apetezca.

Razones menos sensatas pero más reales para usar la copa menstrual.

Es posible que te sorprenda saber que hay otras razones mucho más interesantes para tener en cuenta a la hora de decidir si quieres probar la copa menstrual o no. Aquí te doy algunas de las razones por las que la copa menstrual es la única opción sensata para mí.

1 | PERFECTA PARA DESPISTADAS

Que levante la mano la que le ha venido la regalo y no llevaba nada en el bolso. Que levante la mano la que no ha pedido o le han pedido un tampón o compresa. Que levante la que no ha tenido que salir a comprar tampones corriendo. Apuesto lo que quieras que te sientes identificada con cada una de estas situaciones.

Pues con la copa menstrual hay mucho menos que recordar. Teniendo en cuenta que la copa es reutilizable y sólo la tienes que retirar para vaciarla y limpiarla, no hay posibilidad de que te olvides nada. Sólo tienes que comprar una nueva cuando lo consideres pero piensa que duran años.

2 | NO DESCIENDE

Con los tampones me había encontrado que realizando algún tipo de esfuerzo, el tampón se movía de posición y quedaba como a medio camino que me obligaba a recolocarlo o a sacarlo y cambiarlo por otro de nuevo.

Este hecho llegó a incomodarme fue el detonante para que me pasara a la copa menstrual. Con la copa, hagas aguas mayores o menores o hagas ejercicio o fuerza o lo que se te pase por la cabeza, la copa menstrual se queda justo en su sitio.

He oído que hay gente que se le mueve, por mi experiencia, si esta la copa bien puesta. No sé mueve.

3 | NO HAY FUGAS

Quiero hablar del tema fugas porque sé que es un tema recurrente cuando se habla de la copa menstrual.

Por mi experiencia, el único problema que le vi a la copa al comenzar a usarlas fue que no sabía cuando estaba bien colocada y había hecho el ligero vacío y en consecuencia tenía pequeñas fugas.

Con el tiempo aprendí a saber cuando estaba colocada correctamente y el tema fugas se terminó. En esta página te da un truco que a mí me ayudó (no es la marca que uso yo).


4 | LIBERA ESPACIO EN EL NECESER

No sé tú, pero yo siempre llevo el neceser a tope entre jabones, aceites, desodorantes, pasta de dientes, cremas, cepillos, maquillaje, etc, etc. Ya me regalaron para Navidad un neceser XXXL pero sólo me faltaría tener que llenarlo con tampones y compresas.

Imagina no tener que estar pensando cuántos tampones y compresas te llevas. Imagina todo el espacio que te ahorras en el neceser o en la maleta con la copa menstrual. Imagina todo lo que puedes hacer con ese espacio extra.

5 | PUEDO LLEVARLA TODO EL DÍA

La copa menstrual sólo la tienes que vaciar 2-3 veces al día. La cantidad mínima de veces que se recomienda vaciarla es de unas 2 veces al día mínimo, eso quiero decir una por la mañana y una por la noche.  Así que puedes llevarla puesta hasta 10 horas sin tener fugas.

En días de flujo más intenso puedes tener que cambiarla un poco más a menudo pero piensa que la copa menstrual puede retener hasta 28g de líquido menstrual mientras que un tampón regular absorbe entre 6-9g.

Además, olvídate de manchas en las sábanas. Desde que uso la copa menstrual no he manchado las sábanas ni una sola vez.

6 | SON TOTALMENTE ECO-FRIENDLY

Según algunos estudios, las mujeres deshechamos entre 250-300 productos de higiene femenina durante su vida, incluyendo tampones y compresas.

La mayoría de copas menstruales pueden llegar a durar más de 10 años. Además, el proceso de blanqueado del algodón tiene también un impacto importante en el medio ambiente y en nuestra salud como hablaremos en el siguiente punto.

7 | SON SEGURAS

Las paredes de la vagina son una de las partes del cuerpo que más absorbentes del cuerpo de la mujer por eso, todos lo productos químicos dañinos que puedan contener las compresas y en especial los tampones.

Estos prodcutos higiénicos están hechos de plastico y rayón. El rayón a su vez se hace con pulpa de madera y algodón. El 25% de los pesticidas utilizados en las prácticas agrícolas que se utilizan hoy en día es en el algodón y 5 de los 9 pesticidas que se usan en el algodón son cancerígenos conocidos.

Como hemos mencionado en el punto 6 | casi todos los tampones son blanqueados con cloro, lo que resulta en la producción de dioxinas. Las dioxinas son altamente tóxicos. Además, muchas marcas también utilizan perfumes y otros productos sintéticos.

Aquí tienes más información sobre el tema.

Las copas menstruales están hechos de una silicona de grado médico especial no alérgica.


8 | SON VAGINA-FRIENDLY

Los tampones están hechos de algodón, que puede presentar un problema si se tiene sequedad en la vagina. Y, sí , definitivamente se puede hacer frente a la sequedad a pesar de que estás sangrando. Cuando acaba de empezar el periodo, los niveles de estrógeno en el cuerpo caen, lo que a menudo resulta en la falta de lubricación.

Por no hablar de la cuestión del tampón seco. Ya sea porque no se está sangrando demasiado o que simplemente no se tendría que haber dejado tanto tiempo, el hecho es que retirar un tampón en esta situación está lejos de ser agradable y no es muy seguro tampoco.

La copa menstrual tiene una superficie lisa, que permite a las membranas mucosas de la pared vaginal continuar sus funciones esenciales de limpieza y protección sin absorber los mecanismos de defensa naturales del cuerpo. Toma ya!

9 | TE AHORRAS UNA PASTA

Una mujer tiene la regla un medio de 38 años donde normalmente compra un paquete de tampones y compresas al mes. El coste medio es de 4 € por producto lo que asciende a 8 € al mes y a 96 euros al año (me parece hasta poco, no?). Esto se traduce en 3648 € en su vida. Sin se consumen productos ecológicos la suma asciende a 4560 €. 

Una copa menstrual puede costar unos 30 € de promedio y puede durar entre 5-10 años, lo que significa que se necesitarían entre 4-8 copas. En su vida sería 120-240€. Aunque cambiemos la copa más a menudo, la diferencie de precio es considerable. No sé tú, pero yo prefiero gastar ese dinero en otra cosa... .


10 | ME DA LIBERTAD

Con todos estos beneficios mencionados anteriormente, libertad es la palabra que viene a la mente:

Libre para continuar la vida como si nada. 
Libre de preocupación por posibles accidentes y fugas o falta de tampones. 
Libre de distracción mientras estoy ocupado en otras actividades. 
Libre de molestias y toxinas entrar en mi cuerpo. 
Libre de culpabilidad por contaminar la Tierra. 

No sé si te he convencido pero si es así, hay muchas marcas en el mercado pero la que yo uso y con la que estoy completamente satisfecha es MeLuna. Uso la Classic con terminación en forma de bola. Los precios son de los más económicos del mercado, una individual cuesta menos de 20 € y tienen varias ofertas como por ejemplo el Starter Set con la opción de comprar 2 copas de tallas diferentes para encontrar la tuya a menos de 30 euros.

¿Te animas con la copa menstrual?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por pararte a decir algo.